El valor de la amistad sincera

A veces me siento impotente, por la forma en que algunos maldicen y pisotean el calificativo de “amigos”, quizá porque no entienden el valor que ese lazo implica, o porque en realidad no saben lo que significa ser “amigo”. La displicente actitud de algunos de “es más fácil pedir perdón después” trae consigo la idea de actuar sin pensar, de desvalorizar a las personas, de creer que tanto tienes, tanto vales, pero al final de cuentas resulta tan cierto que una piedra es tan necesaria cuando menos crees que vas a necesitarla.

Podría enumerar muchísimas características de lo que implicaría valorar un amigo, pero resultaría tan trivial y sin sentido venir a hablar de obligaciones cuando a estas alturas de la vida a más de alguno se le han ido incontables cantidad de personas de su vida por no saber comprender ni entender que el precio de un amigo es oro y que quien lo tiene ha encontrado un tesoro, como dice una muy conocida canción.

La amistad por interés me resulta tan repugnante y despreciable, acercarte a alguien por lo que encontrarás o por lo que puedas obtener, favores, dinero, comodidades, siendo ésto, cosas pasajeras y mundanas que carecen de valor profundo cuando lo que necesitas es ayuda emocional y afectiva, una palabra de aliento o el apoyo moral ante tus problemas, dicho ésto, desprecio la persona que entiende un amigo como alguien capaz de hacerte la vida más llevadera favoreciéndote con cosas materiales, cuando en algunos casos lo que más llena y ayuda a trascender es una amistad sincera y desinteresada.

Quizá escribo estas líneas pensando en muchas personas que a lo largo de mi vida me han fallado en algo tan lleno de significancia -al menos para mí- pero que muy pocos saben encontrar ese significado, ese valor, ese sentimiento, quizá porque no saben entregar una amistad como Dios manda o porque en verdad no les interesa las personas a quienes se acercan sino únicamente lo que recibirán de ellos.

Si usted tienen sus amigos, cuídelos, son pocos los que valen y los que cuentan, en algún momento de su vida los necesitará, pero para algunos quizá entonces sea demasiado tarde.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: